logo

Actualidad Noticias

Las tiendas pueden rechazar el pago con tarjeta en rebajas y las devoluciones sin defectos

El 61% de los consumidores gastará 129 euros de media en las rebajas de verano
Varias personas pasan al lado del escaparate de una tienda donde se observan carteles indicativos de rebajas en Valencia/Foto: Rober Solsona /Europa Press
Inma Bermejo | MADRID
Última actualización:06-07-2020 | 18:26 H/
Creada:06-07-2020
Hacerse con ropa para el invierno, con las prendas de primavera y verano que se quedaron en tienda durante el confinamiento o renovar electrodomésticos, mobiliario y productos de electrónica. Las rebajas siguen siendo una fecha señalada en el calendario de todos los españoles, aunque la necesidad de ahorrar ha hecho que las ofertas de estas rebajas de verano sean aún más atractivas. Tras la confusión inicial sobre acabarían celebrándose, la aplicación de las medidas sanitarias ha permitido que las tiendas físicas luzcan sus carteles de rebajas en los escaparates. El aforo sigue siendo reducido, el uso de mascarilla es obligatorio, hay dispensadores de gel hidroalcohólico a la entrada de los establecimientos, las tiendas han ampliado el personal de seguridad y limpieza, y los aseos y probadores están cerrados. Todo esto está claro, pero los consumidores pueden tener dudas sobre cómo repercute la pandemia en los procesos de compra y devolución. Por ello, la plataforma Reclamador.es ha resuelto las principales dudas al respecto y recoge seis de los principales derechos de los consumidores.


¿Pueden no aceptar el pago con tarjeta durante las rebajas?
“Los establecimientos no están obligados a aceptar siempre el pago con tarjetas de crédito o débito. Pueden imponer políticas como, por ejemplo, una cantidad mínima para poder abonar el importe de las compras utilizando este método de pago”, señala la plataforma de reclamaciones online. De igual manera ocurre durante el periodo de rebajas. Lo que importa es que el comprador esté informado. En los casos en los que el establecimiento sí admitía el pago con tarjetas y, con motivo de las rebajas, no permite utilizarlas, debe especificarlo claramente al consumidor.

¿Pueden no entregar recibo de compra?
Los consumidores siempre tienen derecho a recibir el recibo de compra. El vendedor, explica Reclamador.es, “no puede negarse a expedir alguno de estos documentos, ni siquiera en periodo de rebajas, pues son fundamentales para poder llevar a cabo posibles reclamaciones o hacer valer la garantía del producto adquirido”.

Devoluciones en rebajas
Reclamador.es diferencia entre las compras en establecimiento físico o a distancia. Ante una por Internet, durante las rebajas y fuera de ellas, “el consumidor tiene derecho a desistimiento. Esto es, el equivalente a la devolución del artículo en una tienda física”, explica la plataforma de reclamaciones. Por tanto, el usuario podrá devolver su compra en un plazo máximo de 14 días naturales desde que la recibe y el vendedor tendrá la obligación de devolverle su dinero.

Si hablamos de compras en rebajas en tienda física, el consumidor debe saber que tiene derecho a la devolución de la compra si el artículo presenta un defecto de fábrica, de la misma manera que ocurre durante el resto del año. “El consumidor tiene, por ley, derecho a efectuar la devolución de la compra en caso, únicamente, de que esta presente un defecto de fábrica. El resto de cambios o devoluciones, se consideran como cortesía comercial”, explica Reclamador.es. En este último caso, el establecimiento físico no está obligado a aceptar cambios o devoluciones.

Derecho a recibir los productos sin defectos
No es lo mismo un producto ofertado por encontrarse defectuoso, como ocurre en algunos outlets, que uno que ha bajado de precio con motivo de las rebajas. Por lo tanto, “aquellos artículos rebajados por presentar defectos no se consideran una venta en periodo de rebajas”, señala la plataforma. En definitiva, los productos puestos a la venta en rebajas deben estar en perfecto estado y cumplir con los estándares fijados de calidad.

¿Deben mostrar el precio original?
El empresario “debe informar del precio del artículo antes de la rebaja, así como el nuevo precio con ese descuento”. Además, para que se considere un periodo como rebajas, “los descuentos deben afectar, al menos, al 50% de los artículos que los comerciantes tengan a la venta y estar claramente separados e identificados de aquellos productos a los que no les afectan los descuentos”, subraya Reclamador.es.

La garantía legal del producto rebajado no es menor
El precio rebajado de un producto no supone una menor protección para el consumidor. La garantía legal de un artículo comprado en rebajas debe ser idéntica a la garantía con la que cuenta cualquier artículo nuevo comprado fuera de este mismo periodo. Es decir, dos años. En caso de defecto, el comprador tendrá que acudir al establecimiento que vendió el artículo, “salvo que fuera imposible dirigirse a él, en cuyo caso se tendría que solicitar a la propia marca”, apunta la plataforma de reclamaciones.

Consulta la noticia original AQUI

© 2020 - Sernutec - Servicios y Nuevas Tecnologías